viernes, 13 de febrero de 2009

Once cementerios para más de un millón de musulmanes



El Islam, que venera hoy a sus muertos, denuncia trabas a sus ritos funerarios

Sociedad - 13/02/2009 8:13 - Autor: Daniel Ayllón - Fuente: publico.es

Musulmanes en España - PUBLICOEl Islam tiene ya cerca de 1.200.000 seguidores en España. Sin embargo, pese a los acuerdos firmados entre el Gobierno y la Comisión Islámica en los últimos 20 años, sus máximos representantes siguen denunciando la falta de mezquitas para orar y de cementerios en los que enterrar a sus muertos. Aunque el perfil de sus fieles es el de inmigrantes todavía jóvenes (en torno a los 30 años), cada año se producen más repatriaciones de cuerpos a sus países de origen (el 90%, a Marruecos).

En España sólo existen dos camposantos exclusivos de la comunidad islámica, en Griñón(Madrid) y Fuengirola (Málaga). Los terrenos de estos cementerios pertenecen a Marruecos y Arabia Saudí, respectivamente. "Sólo podemos enviar los cuerpos a los cementerios de Griñón o Fuengirola. La otra opción es la repatriación del cadáver a su país de origen", explica Jacuvi, trabajador de la funeraria Los Remedios en la mezquita de la M-30 de Madrid.

Según el Informe 2007 del Observatorio Andalusí, además de en Madrid y Fuengirola, en otras nueve localidades españolas (ubicadas en Asturias, Baleares, Canarias, Catalunya, Ceuta, Extremadura, Melilla, País Valenciano y Andalucía) los ayuntamientos han cedido parcelas dentro de sus cementerios municipales, pero la mayoría sólo acogen los cuerpos de empadronados en el propio municipio.

Festividad de Achura

La mayoría de las familias islámicas que viven en España no podrán venerar hoy a sus fallecidos en el país durante la Achura, el décimo día del mes de Moharram, el primero del año, según el calendario islámico). La Achura es una fiesta clave para los chiíes, pero los suníes más piadosos también la respetan. En Marruecos es costumbre que las familias visiten el cementerio. Además, se realiza un ayuno voluntario similar al que hicieron Mahoma y los Koraich (la tribu principal que habitaba la Meca), se reparten limosnas (zakat) entre los pobres y compran regalos para los niños.

"Igual que a los católicos, a nosotros nos gusta enterrar y recordar a los fallecidos según nuestros ritos. Pero en España es complicado", dice Mustafá, un marroquí de 29 años que tuvo que repatriar en 2005 el cuerpo de su padre a Tetuán (Marruecos) porque en Alicante no tienen espacio propio. El País Valenciano es la cuarta comunidad autónoma con mayor número de musulmanes (130.471), por detrás de Catalunya, Madrid y Andalucía.

Acuerdo de cooperación

Aunque no existe ninguna norma que obligue a los municipios a construir mezquitas, sí que lo hay respecto a los camposantos musulmanes, según el acuerdo de cooperación del Estado y la Comisión Islámica (Ley 27/1992): "Se reconoce () el derecho a la concesión de parcelas reservadas para los enterramientos musulmanes en los cementerios municipales, así como el derecho a poseer cementerios islámicos propios".

La titularidad mixta de gran parte de los cementerios dificulta su construcción, porque "las decisiones las deben de tomar entre el ayuntamiento y la empresa privada que lo gestiona", denuncia Riay Tatari, presidente de la Unión de Comunidades Islámicas de España.

La Sharia, ley musulmana, establece una serie de normas para el enterramiento: no usar un féretro, envolver el cadáver con varias telas (normalmente tres piezas de lino blancas) y guardar la dirección a la Meca. "Para evitar problemas sanitarios, enterramos los cuerpos entre las 24 horas y las 48 después de la muerte, como dicta la ley", dice Jacuvi. "En las primeras horas está prohibido, y si la muerte se produce por enfermedad o se superan las 48 horas hace falta la autorización del Ministerio de Sanidad", añade.

El Islam dobla sus seguidores en el país en cuatro años

Entre 2003 y 2007, la comunidad musulmana en España pasó de tener 525.000 miembros a 1.145.424, mientras que el número de cementerios apenas pasó de 10 a 11, según el Observatorio Andalusí. El de Bilbao fue el último camposanto en abrir sus puertas a musulmanes, en octubre de 2008.

De estos, el 30% son españoles y el 70% inmigrantes. Además, se le añade una pequeña población flotante de temporeros, fronterizos, turistas y transeúntes.

El 69% de la población musulmana residente en nuestro país, lo hace en cuatro autonomías: Cataluña (279.037), Madrid (196.689), Andalucía (184.430) y la Comunitat (130.471). Sus lugares de origen son principalmente, las zonas de El Magreb, África Occidental, Oriente Próximo y Pakistán.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada